Noche de máscaras de alto nivel


Once agrupaciones lucharán en la gran final por conseguir el primer premio de su categoría, en concreto serán cinco comparsas, cinco chirigotas y un cuarteto, todos ellos de la provincia. El gran nivel que han demostrado las distintas formaciones hace presagiar una tensa final en la que nada estará decidido hasta oír el fallo del jurado.

De la última sesión de semifinales del miércoles, fueron cuatro las agrupaciones que lograron el pase a la final, entre las que cabe destacar el cuarteto Vaya diíta que me estáis dando que fue la sorpresa de la noche, ya que el concurso llevaba varias ediciones sin finalistas en esta categoría. En comparsas Vaya lío logró meterse tras su contundente actuación con la que disipó las posibles dudas de jurado y público. Las momias se deshicieron así de su maldición y atrajeron para sí la suerte. Nada de azar hubo, sin embargo, en la factura de sus pasodobles en uno de los cuales describieron al detalle la composición de su comparsa ideal, La comparsa cordobesa, en la que no faltarían todos sus compañeros y amigos del carnaval. No decepcionaron con sus cuplés en los que hubo referencias al Madrid-Barça que comenzara a jugarse ayer mientras ellos pisaban las tablas, y que provocó la aparición de transistores en el patio de butacas en los tiempos muertos entre una agrupación y otra.

En chirigotas se hizo cierto aquello de “Los últimos serán los primeros” y La sultanita, que actuó en ambas fases del concurso en último lugar, logró que el público coreara al final de su repertorio “campeonas, campeonas”. Y es que las dueñas del puesto de chuches de la placita apabullaron con su gran puesta en escena de un tipo al que han sabido sacarle punta. Emocionaron con sus pasodobles, dedicados a Córdoba y los pequeños Ruth y José, a los que estas maris cuidan en la franquicia de su puesto que han abierto en el cielo. Venían combativas Las Nenas y lo demostraron con su gran tanda de cuplés en la que no dejaron títere con cabeza, zapatilla en mano incluso, y enjaretaron una oportuna crítica para el alcalde por su reiterada ausencia en el teatro durante todo el concurso. Pero el nocaut llegó, una vez más, con el popurrí donde incombustibles se afanaron en recabar risas y el aplausos, ganando el asalto y el merecido pase a la final.

También logró el pase para el último round Una chirigota para el arte. Los pingüinos mostraron su humildad con su segundo pasodoble en el que afirmaron que no les importaba perder ante la chirigota de Agüito, Los reyes del portal, porque para ellos lo importante es que ha vuelto este año al concurso un compañero, después de varias ediciones sin participar. Pillaron repaso los catalanes también, de estos pingüinos que si bien son una colonia independiente no dejan de ser bien agradecidos, cualidad que estiman les falta a los de Cataluña, que parecen haber olvidado lo que muchos españoles, sobre todo andaluces, han hecho para levantar la que ahora consideran de modo exclusivo, y excluyente, “su” tierra.

En esta última sesión de semifinales también hicieron actuaron las chirigotas: Los Mayas, que lograron una notable mejoría respecto a preliminares; Los que vienen de la manga, que se marcaron unas letras muy en el tipo; Este año cobramos seguro, que no actuó con la misma seguridad de preliminares; y Las primitivas, que esta vez no cantaron bingo. En comparsa pisaron también las tablas en la sesión del miércoles: las chicas guerreras de Montoro de El batallón del sur y La leyenda del imperial, de Campillos (Málaga).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s